ROCOTO RELLENO

Delicia picante, sin duda. La sensación del ají se hace invisible, o pasa a segundo plano cuando uno se detiene a explorar y saborear el relleno de un rocoto rojo y brillante. Uno de los platos más deliciosos de nuestra comida, y tal vez el más representativo de la culinaria arequipeña, cuya receta dejamos a continuación a pedido de nuestros lectores.

ROCOTO RELLENO

Comparte en tus redes sociales:

Url de la Receta

Ingredientes

Ajustar Porciones:
8 rocotos
400 gramos de carne molida
4 cucharadas de ajo molido
2 cucharadas de ají panca molido
2 cebollas
2 huevos duros
2 huevos frescos
100 gramos de maní
200 gramos de queso fresco
1/4 taza de leche evaporada
aceite
perejil picado
comino
azúcar sal y pimienta
Receta:
    • Sirve 8

    Ingredientes

    Preparación

    Se deben cortar los rocotos por su parte superior, limpiándolos  de venas y pepas con una cucharita (realizar esta operación cuidadosamente) las tapas deben separarse.

    Luego, los rocotos deben ser remojados en un tazón con agua caliente y sal. El  agua de debe cambiar por lo menos en dos oportunidades para aliviar un poco el picante.

    Para el relleno se dora la carne molida en una sartén junto con la cebolla picada finamente, el ajo molido, el ají panca molido, la sal, la pimienta y el comino. Se le agrega una pizca de azúcar. Cuando la carne está dorada, se le agrega maní tostado y ligeramente molido y huevos duros picados.

    En otro recipiente se desmenuza el queso, y se agrega un poco de leche y  dos huevos batidos ligeramente. Se sazona con sal y pimienta.

    Los rocotos se colocan  hacia arriba en una fuente engrasada, se rellenan con el preparado de la carne  y se vierte sobre ellos la crema de leche, queso y huevos, finalmente se vuelven a colocar las tapas.

    Se llevan a gratinar por aproximadamente 30 minutos.

    xdadmin

    anterior
    MALAYA DORADA
    siguiente
    Chicharrón de Calamar, Delicia Marina
    anterior
    MALAYA DORADA
    siguiente
    Chicharrón de Calamar, Delicia Marina

    Añade tu comentario