Martalizarraga abril 3, 2019

Vamos a preparar costillas de cerdo guisadas, un plato muy tradicional que además es muy sencillo de cocinar. Con pocos ingredientes, que además son muy fáciles de encontrar, quedará realmente sabroso.

La salsa resultante es deliciosa y las patatas agarran todo el sabor de la carne, que queda tierna y jugosa. En menos de una hora la tendremos lista.

Vamos allá:

Costillas de cerdo guisadas

Costillas de cerdo guisadas

Ingredientes (cantidades para unas 4-6 raciones)

  • 800 gramos de costilla de cerdo (carnosa y cortada)
  • Unas cuantas cucharadas de harina
  • Dos dientes de ajo
  • Una cebolla mediana
  • 1 patata mediana
  • Un vaso de vino blanco
  • 1 hoja de laurel
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Agua o caldo de carne

Elaboración costillas guisadas de cerdo

Primero, echamos sal a las costillas y seguidamente las pasamos por harina. Después, quitamos el exceso de esta.

Después lo ponemos en una cazuela amplia con un poco de aceite de oliva, a fuego medio bajo, y doramos superficialmente las costillas en ella.

Mientras se doran las costillas, aprovechamos para pelar y cortar la cebolla y los ajos (lo más fino posible) y reservamos. Cuando las costillas estén doradas, las retiramos de la cazuela y reservamos. En la misma cazuela donde las hemos dorado, ponemos a rehogar o a pochar las verduras con un poco de sal hasta que veamos que han adquirido un tono dorado.

Mientras se rehogan las verduras, pelamos la patata, la lavamos, y la chascamos, o lo que es lo mismo, con un cuchillo vamos rompiendo la patata en trozos medianos. Así soltarán más almidón y la salsa quedará más ligada.

Añadimos la patata a la cazuela y cuando la cebolla y los ajos estén dorados rehogamos un poco y agregamos las costillas ya doradas que teníamos reservadas y el laurel. A continuación, vertemos el vino blanco y dejamos que se reduzca un poco para que se evapore el alcohol.

Finalmente cubrimos las costillas con agua (o con el caldo de carne), tapamos con una tapadera y dejamos que se cocine el conjunto durante una media hora. Hasta que veamos que la patata está bien cocida y las costillas jugosas. Comprobamos si están en su punto de sal y rectificamos si es necesario.

Y ya está. Ya tenemos listas nuestras costillas guisadas de cerdo.

Ahora a disfrutarlas.

También te puede interesar:  Receta de secreto de cerdo

 

 

 

 

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies